«La Cultura es la buena educación del entendimiento», Jacinto Benavente

Una apuesta acertada y necesaria por la comedia tradicional

Josema Yuste y Santiago Urrialde protagonizan El aguafiestas en Madrid

Carlos Arévalo

No hay muchos casos en el panorama teatral español como el de Josema Yuste. Él representa de modo sublime la comedia de entretenimiento y la vis cómica blanca y pura. Tras un año de exitosa tournée por todo el país, se acaba de estrenar en Madrid El aguafiestas, una hilarante obra de teatro escrita por el francés Francis Veber, autor de La cena de los idiotas. Junto al siempre acertado Santiago Urrialde, Yuste protagoniza esta desternillante función de cuya versión también es responsable bajo la sabia dirección de Marcelo Casas.

Triste centenario del cantante Lorenzo González, imperdonablemente olvidado

El intérprete venezolano fue un ídolo en los años cincuenta en España









Carlos Arévalo

En el año 1952 sonaba en las radios de válvulas, en los patios de vecindad y en las mejores salas de fiesta de nuestro país aquello de «Cabaretera, mi dulce arrabalera, te quiero en mi pobreza y nunca he de cambiar». Era una de las más destacadas canciones de moda del momento, estrenada aquel mismo año en la lujosa Casablanca madrileña por su intérprete original, un apuesto venezolano llamado Lorenzo González que llegó a España para triunfar y quedarse.

Baroja, testigo errante del Madrid desaparecido

Madrid conmemora los 150 años del nacimiento del popular escritor vasco



Carlos Arévalo

Lucen las farolas madrileñas engalanadas con una espléndida ilustración de don Pío que reza sencillamente: «Baroja por Madrid». Y es que exactamente hoy, día de los Santos Inocentes, se cumple siglo y medio desde que vino al mundo el autor de La busca, excelso escritor e incansable flanêur que confeccionó gran parte de sus novelas y personajes, observando los singulares tipos que habitaban los distintos barrios madrileños. Por ello, el Ayuntamiento de Madrid también lo ha nombrado recientemente Hijo Adoptivo de la ciudad.

Emociones desbordadas ante la despedida de Serrat

Tras 57 años en los escenarios, el cantautor catalán ofreció su último concierto en Madrid



Carlos Arévalo

Toda una vida con Serrat. Casi seis décadas vibrando con sus impecables canciones rebosantes de poesía certera y necesaria, de luz orientadora. Y es que él fue el faro que alumbró a varias generaciones con sus himnos a favor de la convivencia pacífica y con su voz al servicio de los más desfavorecidos. Aquel «noi del Poble Sec» que empezó a cantar en 1965 sus cautivadoras letras únicamente con una guitarra de la que hacía brotar deliciosas melodías, nos ha acompañado en nuestro caminar hasta hoy, que se dice pronto. Y como última lección de valentía y dignidad, rozando los 79 inviernos (los cumplirá en unos días) y en perfecta lucidez, ha decidido echar el cierre definitivo a su ciclo artístico en este frío diciembre, que también toca a su fin.