«La cultura es la buena educación del entendimiento», Jacinto Benavente

Víctor Ochoa presenta sus creaciones entre la innovación y la tradición

Luis María Ansón, Víctor Ochoa y Pedro Ruiz ayer durante la inauguración de Original, la nueva exposición de Ochoa

Carlos Arévalo
«No materializo sino aquello que imagino», afirma el cotizado artista Víctor Ochoa (Madrid, 1954) que bajo el sencillo título de Original presenta una selección de su obra más reciente enmarcada en una línea vanguardista que emplea materiales como la plastilina y técnicas como el 3D. Para que el público conozca su proceso creativo desde el alumbramiento de la idea original hasta el resultado final, la muestra comprende cuatro fases divididas en cuadernos de viajes a la India, dibujos y esbozos de temas que le inspiran, modelos de personas y prototipos a partir de su digitalización e impresión en tres dimensiones.

De la Cuadra en plastilina.
En esta gran exhibición artística destacan varias esculturas modeladas con plastilina como la que representa al desaparecido explorador Miguel de la Cuadra Salcedo o las realizadas con resinas esmaltadas como la que muestra a la Lujuria, -pecado capital que Ochoa ha plasmado en forma de mujer mitológica en un desnudo desafiante- además de otras como el original y réplica de la pieza titulada Zulo, dedicada a las víctimas del terrorismo que se puede también visitar en el puerto de Cartagena.

Son creaciones entre la innovación y la tradición cuyo espíritu sugiere fuerza y movimiento atrayendo la atención del espectador al combinar fantasía y realidad. Víctor Ochoa se inspira en su propio imaginario en el que influyen poderosamente legendarias enseñanzas que oscilan desde el veda hindú hasta algunos pasajes de la Biblia e incluso citas y pensamientos de escritores como Jorge Luis Borges o Camilo José Cela.

La Lujuria según Ochoa. 
Licenciado en Arquitectura, es además autor de colosales monumentos en bronce como el busto de Don Juan de Borbón instalado en la glorieta principal del Campo de Las Naciones de Madrid o las de los premios Nobel, Cela –anteriormente citado- ubicada en la Complutense, Ramón y Cajal y Severo Ochoa -de quien es sobrino nieto-, sitas en el CSIC. Sus trabajos le han reportado una notable fama internacional que le ha permitido realizar también esculturas para Latinoamérica o Estados Unidos.
Presentado por el alcalde de Boadilla del Monte, Antonio González Terol, a la inauguración asistieron numerosos allegados al artista como Luis María Ansón cuyo busto se exhibe en una de las salas principales, Pedro Ruiz, Pablo Abraira, Verónica Mengod, Javier Elorrieta, Silvia Jato o Paula Sebastián. Durante el período que abarca esta exposición, Ochoa impartirá varias clases magistrales para hablar de la génesis de la escultura, y talleres dirigidos a niños y personas discapacitadas, colectivos con los que el artista colabora con asiduidad.  

La exposición Original de Víctor Ochoa se puede ver en el Palacio Infante Don Luis (Avda. Adolfo Suárez, s/n; Boadilla del Monte) hasta el 15 de octubre de 2018. Entrada gratuita.